El acuerdo entre Generalitat y promotores sobre el Pacto de la Vivienda rebaja la capacidad de construir pisos sociales

El conseller de Vivienda Frances Baltasar (i), y el presidente de la Federación Catalana de Constructores y Promotores de la Vivienda, Enric Reina(d), se saludan tras llegar a un preacuerdo sobre el plan de vivienda en Catalunya / Efe / Toni Garriga

El conseller Baltasar considera que el acuerdo es “similar” a las propuestas planteadas ayer por la Junta de Andalucía

06/09/2007 | Actualizada a las 21:03h

Barcelona. (Redacción y Agencias).- La Conselleria de Medio Ambiente y Vivienda llegó a un acuerdo con los empresarios de la Federación Catalana de Promotores Constructores de Edificios (FECAPCE) sobre el futuro Pacto Nacional de la Vivienda en Catalunya, que rebaja la capacidad de construir pisos protegidos respecto del plan inicialmente presentado y que los promotores rechazaban.

No obstante, el conseller del área, Francesc Baltasar, se felicitó por la consecución del acuerdo, que calificó como una garantía de que se aborda “el primer problema social en Catalunya garantizando el acceso a la vivienda” y aseguró que el pacto actuará como “elemento de reactivación del sector de la construcción”.

El principal punto de discrepancia entre la Generalitat y los empresarios radicaba en la obligación de reservar el 20% del suelo a viviendas protegidas en las promociones privadas en suelo urbano consolidado en terrenos de más de 2.000 metros cuadrados. Finalmente, el acuerdo eleva esta obligación a partir de los 5.000 metros cuadrados.

Otro punto consiste en que la normativa que indica que el parque de viviendas protegidas debe ser del 15% en municipios de más de 3.000 habitantes, pasa a ser aplicable en municipios de más de 5.000 habitantes.

Además, los promotores podrán adjudicar directamente el 30% de las viviendas protegidas que construyan, mientras que hasta ahora la Generalitat adjudicaba la totalidad de pisos.

El acuerdo también incluye un apartado sobre el trato igualitario de la Administración a los promotores (tanto si se dedican en exclusiva a vivienda protegida como si no) y sobre el plazo durante el que un beneficiario de una vivienda protegida tiene vetada su venta.

Por otro lado, el pacto alcanzado recoge el compromiso de la Administración catalana asumirá el impago del alquiler de las viviendas protegidas promovidas por los empresarios privados para darles “las máximas garantías” ante el riesgo que correrían en los casos de inquilinos con ingresos bajos.

Baltasar aseguró que la firma formal del acuerdo está “próxima” y que, incluso podría producirse antes de que la ley de la vivienda sea aprobada en el Parlament, un extremo que no comparten los empresarios, que exigen la aceptación mayoritaria de los partidos políticos antes de suscribir un acuerdo escrito. No obstante, tanto el conseller como el presidente de la FECAPCE, Enric Reyna, se mostraron «convencidos» de que la ley será ratificada y aprobada por el Parlament y el responsable de la Conselleria manifestó que luchará para que pueda procederse a su firma “lo más pronto posible”.

A pesar de que Baltasar reconoció que podría firmarse el acuerdo sin la aprobación de CiU y PP, aseveró que “me resisto a creer que no vayan a estar presentes”, puesto que el pacto supone “una garantía de cohesión social en Catalunya”.

Reyna aplaudió que el texto del acuerdo haya sido diseñado pensando “a largo plazo” y no la duración de una legislatura, aunque reconoció que no han podido alcanzarse los compromisos a un horizonte de 20 años que pedía la federación.

Similar a la propuesta andaluza
Por otro lado, Baltasar señaló que las propuestas planteadas ayer por la Junta de Andalucía en materia de Vivienda “son muy similares” a las contenidas en el proyecto de ley catalán, a pesar de no figurar la propuesta de asegurar una vivienda a las personas cuyo sueldo no alcance los 3.000 euros.

En este sentido el conseller recordó que la Generalitat “hace tiempo que da subvenciones y ayudas en otras formas a los ciudadanos” e insistió en que, si bien no puede hablarse de copia, las propuestas andaluzas “no aportan nada nuevo al plan de Catalunya”.

Asimismo, el responsable del Govern matizó que los proyectos de ambas autonomías se deben observar teniendo en cuenta las “diferentes situaciones” en materia de estructura y precios de la vivienda en ambas regiones.

LA VANGUARDIA – 06-09-2007

Anuncios

One Response to El acuerdo entre Generalitat y promotores sobre el Pacto de la Vivienda rebaja la capacidad de construir pisos sociales

  1. jesusinet dice:

    Osea que a partir de ahora los constructores podrán adjudicar a su antojo 3 de cada 10 pisos protegidos. Sin duda es una medida acertadísima ya que el innato sentido de la justicia, la honradez incombustible y la sensibilidad social que caracterizan a las constructoras hará que aún se afine más a la hora de repartir. Gracias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: